¿Cómo levantarse a las 5 de la mañana?

Levantarte temprano, puede traerte muchos beneficios tanto para tu salud, como en tu productividad en el trabajo y tu vida diaria.

Tienes la posibilidad de organizarte mejor, puedes hacer más cosas durante el día, librarte de distracciones y tener un buen metabolismo que te permitirá mantenerte en mejor forma.

Pese a conocer ya las bondades de este hábito, muchas personas tienen problemas para conseguir «saltar» de la cama con facilidad.
La buena noticia es que existen estrategias o trucos a los que puedes recurrir para adoptar este hábito. Algunos usuarios y expertos compartieron estos consejos en la plataforma Quora, los cuales puedes practicar este fin de semana, y prepararte para comenzar tu próxima jornada laboral a primera hora.
Puedes probarlos todos para ver cuál es el que más te funcione.

Coloca tu alarma del otro lado de tu habitación

Diversas encuestas han mostrado que la mayoría de las personas duermen con sus smartphones al lado de su cama.
Si usas este dispositivo como alarma, es muy posible que ya estés muy acostumbrado en apretar el boton de «snooze» para dormir «cinco minutitos más» o apagar por completo la alarma para seguir en los brazos de Morfeo.
El truco consiste en dejar carganado la batería de tu teléfono a una distancia considerable de tu cama, junto con algo que también necesites al despertar, como tus lentes, o un vaso de agua, que te obligue a alejarte de la comodidad de tus sábanas para apagar la alerta.
Eso sí, evita regresar a la cama, después de lograr tu cometido.

Limita tu consumo de cafeína en la tarde y noche.

Una investigación realizada por el departamento de psiquiatría y comportamiento neurocientífico, del colegio de Medicina en Detroit encontró que beber una dosis de 400 mg de cafeína, tres o incluso seis horas antes de irte a la cama, puede tener significatios efectos en el sueño.

Los especialistas sugieren que disfrutes de tu última taza del día antes de las 5 de la tarde.

Encuentra algo que te entusiasme para despertar.

Si lo único que tienes planeado a primera hora del día es bañarte y comenzar a trabajar, no será suficiente para sentirte motivado. Busca algo que te anime a querer comenzar el día.
La noche anterior puedes escribir una breve lista de hasta cinco cosas que te interese realizar temprano así sabrás que te espera en el día que te aliente a aprovechar mejor cada momento de tu mañana.

Programa una alarma para dormir.

Para poder dormir las horas necesarias que te ayuden a recuperar energía, es necesario que también consideres la hora en que te vas a la cama, así que como recordatorio puedes configurar una alarma, ya sea en tu smartphone, rado o reloj despertador, con el que poco a poco puedas condicionarte que al sonar dejes de ver Netflix o te desconectes de Facebook para comenzar tu rutina para ir a la cama y dormir a la hora dispuesta.

Crea una rutina para acostarte.

Inventa una especie de ritual que te permita disfrutar el momento de acostarte, puede ser leer algunas páginas de tu libro favorito, escuchar música relajante, considera que debe ser de preferencia algo que provoque gusto y despierte tu interés por hacerlo todas las noches para terminar el día que a su vez propicie que te relajes y te alistes para descansar.

Inscríbete a alguna actividad en la mañana

Entra a clases de algún idioma u otro tipo de disciplina o habilidad que quieras aprender y agéndala temprano, de forma que te motive a aprovechar las primeras horas del día. De preferencia que sea una actividad por la que estés pagando.

Un estudio realizado en 2015 sugiere que a la expectativa de perder dinero, puede motivarte y a la vez sentirte obligado a asistir.

Apaga tus dispositivos a tiempo

La luz azul que normalmente emiten las tabletas, smartphones y televisiones causan severos daños a los organismos. 

Si te expones por periodos prolongados a este tipo de luz, es probable que se comiece a suprimir la producción de melatonina, que es la hormona que se encuentra de forma natural en el cuerpo y es la responsable de regular los ciclos del sueño.
Ante esto, algunos especialistas han sugerido la necesidad de dejar de utilizar este tipo de luz (incluso para leer) alrededor de tres horas antes de irte a la cama.
 
Con información de Dinero en Imagen