En el comienzo de una relación, ¿cómo actuar?

La alegría y el buen humor son fundamentales para conseguir una relación sana, divertida, feliz y amena

Cuando comenzamos una relación es porque creemos haber encontrado a alguien por quien nos sentimos atraídos y con quien deseamos estar. Para que esta relación tenga éxito debemos elegir a la persona idónea y mantener desde el principio una actitud basada en la sinceridad y en la confianza.

Elegir bien

Para que una relación de pareja tenga éxito es necesario elegir a la persona adecuada, teniendo en cuenta además de otros factores, la manera de ser de cada uno y lo que ambos esperan de la relación. De esa forma, aunque todos los comienzos en pareja tienen un futuro incierto, se podrían evitar, en algunos casos las decepciones y sufrimientos, en la medida de lo posible, esto se pueden prevenir.

Una relación en la que cada miembro tenga unas expectativas diferentes en torno a ella probablemente fracase. Por eso es importante saber lo que ambos esperan de la relación, si están dispuestos a luchar o por el contrario abandonaran en cuanto surjan las primeras dificultades.

También es importante que sepamos cómo es esa persona, por la que nos hemos sentido atraídos y con la que deseamos iniciar una relación de pareja, conociendo su personalidad, objetivos, valores, esto nos ayudará a saber si es la adecuada para comenzar una relación.

Para que la relación tenga éxito.

Existe una serie de factores que influyen y son indispensables:

* La atracción física, entendida no como belleza si no como un atractivo físico basado en los gestos, la forma de hablar, de caminar, la sonrisa, el estilo etc. Son aspectos externos que contribuyen a un mayor interés hacia esa persona y que además nos revela algunas características de la personalidad.

* Para que una relación tenga éxito no podemos olvidar la alegría y el buen humor, ya que son fundamentales para conseguir una relación sana, divertida, feliz y amena.

* Mantener desde el principio de la relación el respeto, no solo por insultos, si no por descalificaciones y cuidando además el trato que tenemos hacia nuestra pareja, para que en ningún momento le resulte ofensivo.

* Ser generoso con la pareja dedicándole nuestro tiempo, escuchándola y preocupándonos por sus problemas e inquietudes, conociendo y mostrando interés por todo lo que nuestra pareja encierra.

*Es fundamental que exista una buena comunicación para alcanzar un mayor nivel de entendimiento, aunque en ocasiones esta comunicación se puede ver entorpecida por la existencia de una educación cultural diferente, debe ser primordial para ambos.

* Compartir tiempo libre y procurar tener aficiones comunes, aunque somos personas diferentes y cada  uno tendrá gustos particulares, debemos procurar compartir estos gustos. Si bien no debemos renunciar totalmente a  los nuestros, si debemos esforzarnos por el bien común. Dedicar tiempo a lo que a tu pareja le gusta es también bueno para la relación, ya que muchas veces este tiempo libre es el único de cual disponemos para cultivar nuestra relación de pareja.

Confianza 

La confianza es una de las bases sobre las que se debe crear una relación. Para lograrlo es importante que se empiece a construir desde el principio y sean ambos los que traten de conseguir esta confianza de manera plena. Para mantener una relación profunda y sincera, es fundamental que exista confianza y para conseguirlo debemos ser capaces de transmitir a nuestra pareja lo que esperamos y deseamos de ella, tener la seguridad de que lo tiene presente en su modo de actuar.

También es importante que sepamos comunicar aquello que nos molesta y nos incomoda,  no como crítica destructiva, si no con el fin de mejorar la relación y de tener una evolución positiva. Es a través del tiempo cuando surgen ocasiones, en las cuales se puede demostrar la confianza, tan necesaria para tener una buena relación y tan fundamental para superar los momento de crisis por los que todas las parejas pasan alguna vez.

Quizá con el tiempo empecemos a dudar y surja la desconfianza, ya sea porque hayamos sufrido decepciones o porque en algunas ocasiones haya engaños, en tal caso recuperar la confianza es muy difícil y requerirá un empeño mutuo pero si quieres podrás.

Lo que no debes hacer.

Muéstrate tal y como eres, no trates de impresionar a tu pareja con modos de actuar que no te corresponden, se claro/a al demostrar lo que te interesa, no le hagas creer que tienes interés en temas que realmente no te importan, claro siempre tratando de mostrar empatía. No trates de cambiar a tu pareja corrigiéndola continuamente y tratando de imponer formas de actuar y de ser, que tú deseas que tenga, no te olvides que te enamoraste de tu pareja tal y como es, no pretendas con el paso del tiempo cambiarla solo hazle saber lo que te disgusta, está en él o ella el cambio. 

Quizá haya cosas que no percibías y que realmente te disgustan, si deseas que tu pareja sea sincera deja sea tal como es, recordemos que los seres humanos somos perfectibles y tendemos a mejorar  mas no perfectos.

Recuerda que todo comienzo es difícil,  se unen dos vidas distintas, pero no tiene que ser imposible, el punto es disfrutar de la vida en pareja plenamente, ambos alcanzar esa felicidad de compartir, por ello si sientes que te cuesta más trabajo de lo que creías necesitas ayuda profesional psicológica, en terapia aprenderás a sobrellevar lo malo y disfrutar lo bello de una vida en pareja.